Por increíble que parezca, este juego de móviles ha baneado a 30 millones de cuentas solo en 2020